Entrevista a Carmen Barasona

barasona
Carmen Barasona, directora de Barasona DIseño y Comunicación.

“Más allá de la funcionalidad, hay que ofrecer sensaciones muy especiales”

La firma Barasona Diseño y Comunicación presta un doble servicio de comunicación e interiorismo. No es una coincidencia o casualidad, sino la exigencia de su fundadora y directora, Carmen Barasona, quien, al frente de su equipo, cree firmemente en la necesidad de combinar ambas disciplinas con el objetivo de relacionarse directamente con fabricantes, distribuidores, clientes y prescriptores del mundo del diseño, lo que les permite abordar los proyectos de forma global, ofreciendo a los clientes, al mismo tiempo, el plus de una comunicación eficaz. Desde su nacimiento, la agencia ha cosechado multitud de éxitos materializados en unos proyectos de interiorismo que han dado la vuelta al mundo.

– Ante todo, ¿qué se considera un baño de lujo? ¿Qué productos o equipamientos serían característicos de un baño de esta índole?

– Un baño de lujo es un baño de diseño de máxima calidad. Esto no quiere decir que el baño tenga que tener una estética minimalista, porque hay baños de máximo lujo en hoteles rurales de lujo, baños muy chic con ambientación vintage y baños minimalistas y urbanos con mucho glamour. Lo más importante de un baño de lujo es la utilización de marcas que garanticen unas calidades y un buen servicio postventa. Ahora es tendencia crear un pequeño spa en tu propia casa, y para ello nada mejor que los equipamientos que acentúan lo natural, como son los rociadores con la salida del agua en cascada. Cabe destacar asimismo la importancia de las griferías de lavabo, que se han convertido en joyas del baño, en unos ambientes que suelen ser muy monócromos y de tonos neutros o blancos.

– ¿Qué disposiciones espaciales deben tener estos productos?

– Actualmente el baño se ha convertido en uno de los ambientes más importantes de la casa, y es fundamental una idónea disposición de los productos para su perfecto uso. En los baños de lujo imperan la amplitud y el orden. Nunca hay que perder de vista la funcionalidad, pero hay que ir más allá y ofrecer a los clientes sensaciones muy especiales. Por ejemplo, si propones una bañera exenta en algún punto del dormitorio, además de conseguir un espacio vanguardista, das a la habitación un toque muy romántico. Y si es un baño espacioso lo ideal es la instalación de duchas y lavamanos dobles, que convierten el baño en un espacio perfecto para compartir. Así la convivencia en el baño se torna en una experiencia agradable.

– ¿Hay algunos materiales especialmente demandados en estos momentos para un baño de lujo?

– Se demandan platos de ducha a ras de suelo y las mamparas de ducha de cristal con el mínimo de perfilería y sin tiradores, porque las transparencias del cristal armonizan perfectamente con las maderas y con los porcelánicos, creando espacios de un exquisito equilibro. Son tendencia los porcelánicos, inspirados en la belleza de la piedra natural, que ofrecen una gran riqueza gráfica y reproducen con sus relieves y texturas el diseño de las piedras naturales.

– ¿Qué papel cumple la tecnología en un equipamiento de baño de lujo?

– La tecnología la ofrecen, por ejemplo, las griferías termostáticas para el baño, que ofrecen la máxima seguridad y los mayores beneficios. Además, se trata de un lujo absolutamente accesible para la gran mayoría de personas, a las que les evita posibles quemaduras con los cambios de temperatura del agua. Quiero destacar la gran importancia de una buena iluminación en el baño. Además de contar con una luz general lo más parecida a la natural, el baño necesita luces puntuales más específicas, adecuadas para las diversas actividades que en él se realizan y siempre protegidas o diseñadas especialmente por zonas húmedas. En su conjunto, se pueden combinar tres tipos de luz: general, puntual e indirecta. Disponer de una buena iluminación es importante para que el baño resulte cómodo y tenga una atmósfera agradable y relajante.

– ¿A qué público objetivo van dirigidos estos baños? ¿Qué pide el comprador de estos espacios de baño?

– El público que pide baños de lujo es un público que valora el diseño, la calidad y el confort. Por ejemplo, este comprador quiere un spa, con una sofisticada zona de aguas y con griferías y rociadores de última generación, que respetan el ahorro energético y de agua, para disponer de un espacio ideal de relax.

 – ¿Alguna zona de España en la que se aprecie una mayor demanda de estos baños?

– En estos momentos se piden bastantes reformas de baño en toda España. Los baños de lujo son tendencia, y no depende tanto de la economía como de la elección de los productos adecuados que, insisto, no tienen que ser los más caros. Actualmente existen griferías y pavimentos de máxima calidad con un precio medio. Para mí, el lujo no equivale a malgastar el dinero, sino a saber exigir calidades y pagar el precio justo por ellas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

17 − 4 =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies